Historias y leyendas de los Ninjas

Muchas de las historias y leyendas de los Ninjas eran producto de la imaginación

HISTORIA

Muchas de las historias y leyendas de los Ninjas eran producto de la imaginación de los Samurais y de la cultura popular (El Japón Negro), estas leyendas crecieron a partir de semillas de verdad.

Las supersticiones del antiguo Japón pensaban que los Ninjas eran descendientes de los TENGU, demonios míticos, mitad hombre, mitad cuervo.

Vivían aislados en zonas inaccesibles, siendo una contra cultura al Japón Medieval. No buscaban su integración sino su independencia, contando con su propia cultura. No aceptaban el sometimiento. Recurriendo a las técnicas que los Samurais rechazaban; no siguiendo su código de honor, el BUSHIDO, siendo una amenaza para la élite gobernante. Lucharon para proteger a sus familias (Koga e Iga) y su forma de vida.

Convirtieron el miedo y la superstición en poderosas herramientas, empleándolas contra la clase dirigente.

Luchaban contra un ejercito superior, tanto políticamente como económicamente. ¿Qué mejor arma que emplear los temores de éstos contra ellos mismos?

Los Samurais se regían por su código de honor, al contrario, el Ninja se identificaba por el arte de la vida, encontrándose integrados en el Universo, en plena armonia con las leyes Naturales; poniendo su poder de la capacidad para utilizar aspectos que los demás consideraban indignos.

Las familias Ninjas eran atacadas despiadadamente por la élite Samurai, que a través de su rígida forma de vida capacitaban a la mente a pensar en un solo sentido. El Ninpo como tradición atañe al desarrollo “mente-cuerpo-espiritu”. Interesándose en un pleno desarrollo de la mente, persiguiendo la autorrealización y la realización del yo. Teniendo una realización con la vida y la Naturaleza. Siendo sus principios básicos la sensibilidad hacia el entorno, adaptabilidad y el control de la agresividad.

Los Yama-bushi (YAMA: montaña – BUSHI: guerrero) y los Sennin fueron los antecesores de las familias Ninjas. Quienes transmitieron las enseñanzas MIKKYO, hoy en día continúan transmitiéndose en Japón, aunque han evolucionado a traves de los siglos, difiriendo un tanto de la forma original introducida en Japón. De ahí que el Mikkyo moderno no corresponda exactamente a las antiguas enseñanzas.

Los primeros Ninjas fueron influenciados por muchos eruditos y monjes que llegaron a Japón después de la dinastía TÀNG en China. Con ellos traian las enseñanzas TANTRA y MIKKYO. Estos conocimientos se fusionaron con los tradicionales que mantenían los Yamabushi, los Sennin y los Gyoya, ascetas guerreros del monte, lo que finalmente se convertiría en la herencia espiritual del Shinobi.

Toshitsugu Takamatsu, 33º Soke de la Togakure Tyu, a su regreso de China y de su vida como ermitaño en las montañas estudió las enseñanzas esotéricas del Mikkyo, ordenándose sacerdote de esta secta.

Debido a este desarrollo “mente-cuerpo-espíritu” las familias ninjas y su arte han sobrevivido durante 900 años a través de los altibajos de la diversificada historia japonesa.



TRADICION

Los documentos DENSHO, que han transmitido el conocimiento de la tradición de las familias Ninjas, nos han legado el saber y las técnicas de estos Ryus del antiguo Japón.

Algunas de las primitivas transmisiones fueron escritas sobre una tira o tablón de corteza de cedra de Japón. Muy frecuentemente los manuscritos cuentan las técnicas de las escuelas (ryus), recordándolas en forma de dibujos, lineas y palabras escritas.

Muchos documentos del sistema ninja no siempre presentaban una forma clara y concisa, muchos de los escritos estaban codificados y otros fueron deliberadamente confundidos por si se extraviaban o caian en manos de personas que no tenían un alto nivel de conciencia o no entendían el alto significado de las técnicas; si el heredero del Ryu no encontraba una persona adecuada para la transmisión de sus conocimientos, hacia desaparecer los documentos escritos, destruyéndolos, desapareciendo con su muerte el estilo. Otras transmisiones del arte eran:
SHIN-DEN: transmisión de corazón a corazón.
KU-DEN: Transmisión oral.

La KOTO RYU KOPPOJUTSU, fundada en 1542 por SKAGAMI TARO KUNISHIGE sobre las técnicas traídas a Japón desde China por el monje CHAN BUSHO de Corea probablemente en la dinastía HAN, conforme a la tradición oral o KU-DEN; han legado a nuestros días la forma original de donde más tarde se fundó la KOTO RYU.



Gracias a estos escritos nos ha llegado el legado de las artes tradicionales japonesas, estas escuelas han pasado de generación en generación hasta llegar a nuestro tiempo.

El término Ryu o escuela marcial hizo aparición en el periodo ASHIKAGA (1392-1411); estos sistemas de entrenamiento marcial fueron cambiando en su forma de instrucción y organización.



Históricamente y tradicionalmente, los Ryus de Japón fueron, generalmente, transmitidos en linea sanguínea, de padres a hijos, y así sucesivamente.

Los Ryus marciales fueron, usualmente, llamados con el nombre del fundador original, el lugar de donde venía el fundador o el lugar donde fue desarrollado el Ryu.

La Gyokko RYU KOSHIJUTSU, organizada por SKAGAMI TARO KUNISHIGE (1532-1555), tomó el nombre del monje chino CHO GYOKKO o YO GYOKKO, quien trajo las técnicas originales de China durante la Dinastía TANG a Japón.

Algunos fueron nombrados, como en la GYOKKO RYU con el nombre de su fundador después de la muerte del mismo, el nombre del Ryu específico se desarrolló sobre 12 generaciones, aproximadamente 300 años antes de que SKAGAMI la organizara. EL Ryu fue entonces pasado a MOMOCHI SANDAYU, la familia MOMOCHI pasó el Ryu a la familia TODA y ésta a TOSHITSUGU TAKAMATSU. De Takamatsu fue pasada a MASAAKI HATSUMI.

Otros Ryus recibieron el nombre del pueblo natal del fundador original. La TOGAKURE RYU NINJUTSU, que fue nombrada por el gran maestro de la 3º generación TOGAKURE GORO, quien adoptó el nombre del pueblo Togakure y montañas.

En otros casos , adoptó el nombre de la región donde se desarrollaron los Ryus, como la KOGA RYU y IGA RYU abarcando los Ryus que emplazaban en esas regiones.



Felix Llarena - Shidoshi

2010-05-30